Con las tetas de la tía en mis manos

el

-Hola tía , ¿cómo estás?

-Aquí estoy mijo.

-¿Qué te pasa tía? te siento tristona.

-Si estoy triste, he llorado mucho, he pasado el día más triste de mi vida.

-¿Te botó Hermenegildo? Lo siento mucho.

-Cállate la boca y no repitas eso que ese amor esta más fuerte que nunca. Fue peor

-¿Peor? ¿Qué pasó?

-El pasado viernes, veníamos desde el cine 3D caminando…

-¿Otra vez el cine porno tía?, le has cogido el gusto.

-¿ Y si le cogí el gusto, qué?, eso es arte también, además el dueño del cine es amigo de Herme y no le cobra.

-Que bueno, debes haber aprendido mucho.

-Y esa gracia tuya, no te voy a decir nada de ese desprestigio, pero ya me defiendo bien, con mis limitaciones claro, porque no me acabas de mandar las tetas.

-De eso te iba a hablar.

-Pero déjame terminar primero la historia con mi Herme que estoy triste. Estábamos llegando a Malecón y un policía le pidió el carné de identidad, Cuando mi novio vió que el policía era de Oriente se alegró, pero el otro le dijo, Nague tú tiene que il ahora mi‘mo pa la tierra, tu aquí no pue’ e’tal.

-¿No hablaron con él?

-Lo intenté todo, imploré, me tiré por el piso y hasta una propuesta indecente le hice.

-¿Tía, qué fue lo que le ofreciste al policía para que soltara a tu novio?

-Tate tranquilo muchacho, no quieras saber, vaya que iba a salir ganando porque se notaba que el hombre tenía su necesidad, pero dijo que no.

-Seguro que el policía quería carne fresca y ven acá, ¿Hermenegildo no se molestó por la ofrecimiento al policía?

-El pobre estaba muy nervioso y ni cuenta se dió, Herme solo  le preguntaba una y otra vez que por qué no podía estar en la Habana, pero todo fue en vano. Y por cierto, ¿Quién te dijo a ti que yo no soy carne fresca?

-Yo no quise decir eso tía.

-Pero lo dijiste y sin querer nací yo. Si tú vieras lo loco que tengo a mi tunero, pero no está conmigo y tengo el alma rota.

-¿Qué le hicieron por fin a tu novio?

-Que lindo se oye eso de mi novio. Mira, había una redada de ilegales, lo montaron en un camión y se lo llevaron para la terminal de trenes.

-¿Tía y cómo un cubano de las tunas puede ser ilegal en La Habana?

-Eso tú me lo preguntas para que empiece a hablar mal del gobierno, pero aunque ganas no me faltan, estoy demasiado triste hasta para eso.

-No te preocupes tía que todo se resuelve, pero ¿Cómo tu sabes que lo llevaron para la terminal de trenes?

-Porque le caí atrás corriendo al camión, la gente me veían corriendo descalza a todo meter por la calle y algunos pensaban que estaba loca porque me gritaban cosas como, “dale Ana Fidelia” o “métele que tu puedes”

-No debe ser fácil ver a una vieja loma abajo desprendida por el asfalto¿ llegaste?

-Me cago en tu madre por lo de vieja¿Y claro que sí llegué?, por cierto ¿ Y cómo tú sabes que era loma abajo?

-Tía si ibas muy rápido tenía que ser loma abajo.

-Mira que tú eres comemierda, a mí lo que me movía era el dolor de perder a Hermenegildo, fíjate que llegué justo cuando lo bajaban del camión, imagínate que los 5 km los hice en menos de un quince minutos,

-Apretaste tía.

-Allí vi como los metían en el tren y Hermenegildo no paraba de tirarme besos llorando y diciendo que no me preocupara, que el regresaba. Te cuento eso y me echo a llorar, ¡Ay Dios mío como lo extraño!

-Claro que regresa tía y más pronto que lo que te imaginas.

-¿Tú crees que se vea muy mal si voy sola al cine 3D?

-Coño tía que clase de preguntas tú me haces, yo creo que le cogiste vicio a la cosa porno.

-Deja la falta de respeto, es solo para seguir mejorando la técnica, ahora estoy dos semanas mínimo sin verlo y qué hago con todo este amor que tengo para dar. Es muy triste. Fíjate que grave es mi problema que los plátanos machos verdes me los como con cáscara y todo.

-Estás muy mal, mira, no llores Tia, pero tampoco vayas sola al 3D. Para mejorarte el día te voy a dar una buena noticia.

-¿Me vas a poner cien dólares de recarga?

-No tía, eso no,

-Bueno a ver dime, para ver si me alegro algo.

-Ya tengo tus tetas en la mano.

-Déjate de cochinadas que tú eres mi sobrino.

-Tía tú nada más estás en la maldad, las tetas de silicona, tus implantes.

-Uf, que susto me dio tú ataque de incesto de tocarme las tetas.

-Que pasa tía, como me crees capaz de eso, además tú eres una persona mayor y me sorprendes con la palabra “incesto” en tu vocabulario , ¿estás leyendo?

-Primero vieja es tu abuela que en paz descanse. Si no tuvieras mis tetas de goma en la mano te bloqueaba. Y la palabra la aprendí en una película que vi con Herme que se llamaba así.

-Me imagino.

-No, ni te puedes imaginar lo que le hizo aquella madre al hijastro, mira lo cogió sorprendido en la ducha y….

-Tía por favor, no me cuentes esos detalles, mira volvamos a tus tetas.

-Si, si ¿De verdad que no es mentira tuya para hacerme el día?

-Es de verdad tía, por mis hijos.

-Eres el mejor, que lindo eres, pero no me las toquetees mucho que eres mi sobrino, mételas en una caja, esas tetas son de Herme.

-Bueno Tía un poco si te las toco, pero sin malicia, solo hay dos problemas.

-¿Cuales?

-Primero creo que son muy grandes.

-Pero yo siempre he querido ser tetona, así que me alegro. Pero ¿grandes como que? ¿Una toronja, una naranja o un huevo frito?

-Como Ubre Blanca mas o menos, pero antes de ordeñar. Te las voy a tener que mandar en dos paquetes

-Que alegría, y que envidia le voy a dar a todas esas pirujas que quieren congraciarse con mi Herme. ¿Y de dónde las sacaste?

-Bueno Tia, ese es el segundo Problema, yo eso no te lo iba a decir.

-Habla, que lo más importante ya está.

-Tía yo tengo un amigo que trabaja en una funeraria preparando a los muertos , ya yo le había contado que estaba buscando unas tetas por eso me llamó enseguida que se presentó el caso. La señora había fallecido por una complicación en la operación de implantes, y cuando el esposo vino  a la funeraria, le pidió a mi amigo que cuando la preparara le sacara las tetas asesinas, las botara y la pusiera como ella era. Mi amigo me llamo por si quería las tetas.Yo le dije que sí y aquí las tengo. ¿Es eso un problema? los implantes son de primerísima calidad no son nuevos de paquete pero de primera mano y casi sin usar.

-Que problema ni problema, mira, manda para acá ese buen par de tetas que yo voy a hacer realidad el sueño de esa señora que no los pudo disfrutar y les daré un buen uso.

-Me alivia tu reacción. Te las voy a mandar por DHL y luego te digo los datos, ¿tú tienes un cirujano de confianza allá que te haga la operación? No te me vayas a joder ahora por ponerte tetas.

-Yo tengo un antiguo novio que siempre me ha estado cayendo atrás para hacerme el daño. Voy a hablar con él a ver que me dice. Es muy buen cirujano y trabaja en el Amejeiras. Que feliz me haces, tu crees que me de tiempo antes que regrese Herme.

-Yo te las mando mañana mismo.

-Me alegras el día, que felicidad , ¿cómo me veré con esos dos melones?

-Te vas a ir p‘alante y  tienes que aprender a caminar, pero ¿y al tío se lo vas a decir?

-También le daré la sorpresa, pero seguro no se entera porque ya no viene por la casa, el pobre está todo el día haciendo colas buscando jabón y pasta de diente por las tiendas que andan perdidos.

-¿Y encuentra?

-Mira mejor cambiamos el tema

-¿ y el Cabezon como está?

-Todavía se esta escondiendo de mi desde lo del gato, pero hablando de el, ¿Tu te acuerdas del amigo del Cabezón que andaba con el para arriba y para abajo, que hacia tiempo  que no sabíamos de el?

-Arturo se llamaba creo, ¿no era así?

-Ese mismo, Arturo, que alegría, lo vi en el Wifi.

-¿Y cómo está?

-Muchacho cambiadísimo casi ni lo reconozco, fíjate que le dije, Arturito niño cuanto tiempo , ¿que distinto estás ? y allí le caí a abrazos y a besos.

-¿Y el que dice?

-Me dijo, señora que no soy Arturo, imagínate si había cambiado que hasta otro nombre tenía, allí estuvimos tremendo rato hablando.

-¿Pero era Arturo o no?

-Claro mijo, él insistía que no, pero yo lo conozco, te dije que estaba cambiado y medio sinvergüenza si se volvió porque de tu hermano no se acuerda, con la cantidad de veces que le maté el hambre vieja, así es la vida.

-Y el Gordo, ¿sigue bajando de peso?

-Esos quince lo van a desgraciar, yo lo traigo el fin de semana y le doy un poco de comida, pero eso no es lo que me preocupa.

-¿Qué le pasa?

-Mijo que se ha metido a Religioso, ese cambió mas que Arturito.

-¿De que religión?

-Creo que es pentecostal y no me preguntes que es pentecostal que no se ni que es.esa palabra me suena a vendedor de pescado o a pernil de puerco.

-Es Evangélico entonces.

-Debe ser eso porque siempre esta diciendo que el evangelio esto y el evangelio lo otro, pero a ese Evangelio no lo conozco todavía, lo que me preocupa es que no dice malas palabras y habla bajito todo el tiempo.

-¿Y eso no es bueno?

-Pero no tanto, el otro día antes de comer se puso a rezar y a agradecer a Dios por la comida. Le he metido un clase de gazanton en medio del rezo y le dije. Agradéceme a mi coño, a mí que si no fuese por mí te hubieras muerto de hambre con los quince y deja de querer tirarte el peo mas alto que el culo, comemierdón que es.

-¿Y el qué te respondió?.

-Solo dijo Amen, allí le di otro gaznaton por la otra oreja para emparejarlo.

-Eso fue una salvajada tía.

-Es verdad pero estaba alterada, y cuando dijo que Dios te perdone, me descontrolé y le dije que si quería regresar a comer, que hablara alto, que sino quería decir pinga, que no la dijera pero al menos un coño o un cojones de vez en cuando estaba bien, o por lo menos si no quería hablar que se tirara un pe’o en la sala o que le diera una cachá a un tabaco usado del padre. Lloré mucho, pero creo que es porque extraño a Hermenegildo.

-¿El tío que dijo?

-El animal ese se ha sonado un clase de eructo cuando terminé de hablar que mató a las moscas que había volando encima de la mesa. Fíjate que el Gordo no le dijo que Dios perdone a su padre, porque sabe que eso ya eso de perdonar a tu tío esta fuera de las manos de Dios.

-Coño tía que no es tan malo.

-Eso tu lo dices porque no duermes la noche al lado de el, bueno yo tampoco duermo porque no me deja, se queda dormido al instante que se acuesta con el supositorio y a los diez minutos exactos comienza a roncar, yo creo que en el edificio nadie duerme, ya he hecho de todo, la noche entera haciendo Kakakakakaka con la garganta pero nada de parar con la sinfonía roncal hasta con el palo de escoba le doy por la espalda y ni se inmuta, que salvaje.

-Afloja Tia.

-Si estoy alterada y mejor te voy a dejar que aquí en el Wifi hay una partía de chismosas y breteras que empezaron a oír de tetas y se están haciendo las que escriben mensajes pero se acercaron poco a poco a enterarse de los chismes,  se van a caer para atrás cuando me vean con las tetas.

-Esta bien tía, te dejo,

-Oyeee y no te hagas el loco y recarga que las tetas te salieron gratis.

-Tia el paquete cuesta,

-Pero no tantooo, recarga, recarga, recargaaaaaaaaa

-Tia, tía …., me colgó

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s